Un festejo para el recuerdo

0
693

Nuestra publicación se sumó a la celebración por los diez años de la cancha diseñada por Jack Nicklaus mediante la segunda edición de la Copa Revista Nordelta. Participaron cien jugadores y jugadoras, el clima acompañó y todo fue una fiesta.

Un día radiante, una cancha impecable y un centenar de inscriptos anticipaban un marco perfecto para la 2ª Copa Revista Nordelta. Y tal perspectiva se vio confirmada al atardecer de ese jueves 16 de noviembre, una vez que finalizó la entrega de premios del torneo y todos se volvieron a sus casas con una enorme sonrisa de satisfacción, felices luego de compartir una jornada a puro deporte, amistad, elegancia y buena onda.

La primera edición del certamen se realizó en 2013, como parte de los festejos por los 10 años de nuestra publicación. Esta vez, la dirección de la revista decidió sumarse a la celebración por la primera década de existencia de la cancha y del Nordelta Golf Club.

Todo comenzó a media mañana con una clínica de Putting Green, y luego de la clase se lanzó el torneo, bajo el formato Laguneada. Esta modalidad se juega entre equipos de cuatro jugadores, y al cabo de cada hoyo se anota en la planilla el resultado del jugador de cada equipo que tuvo el mejor desempeño en ese hoyo.

Entre varones y mujeres, se anotaron 25 equipos. Todos ellos buscaron, con verdadero espíritu deportivo, quedarse con el triunfo y alguno de los excelentes premios que se ofrecían a los ganadores de las dos primeras líneas, al que lograra el mejor long drive y al que hicera el mejor approach. Como agregado, una tentación fantástica: aquel que realizara “hoyo en uno” en el 16, regresaría a su casa al volante de un auto Smart 0 km.

En equipo y entre amigos

Como es tradición en esta modalidad, el torneo se largó con equipos repartidos en los 18 hoyos de la cancha, lo que le dio un dinamismo y una emoción notables: había juego y movimiento en cada rincón.


Como siempre, la cancha de Nordelta lució magnífica, perfectamente mantenida.

Hubo golpes elogiosos, tiros muy bien resueltos y se metieron putters para recordar. Todos, tanto varones como mujeres, fueron tratando de ganarle al campo en un distendido clima de camaradería y buen humor.

Finalmente, el equipo liderado por el ex futbolista de Boca Juniors Rolando Schiavi, vecino de Nordelta, ganó el torneo gracias a la suma de 60 golpes, lo que fue festejado con aplausos, felicitaciones y risas que se continuaron en la fiesta posterior.

Roberto Cantoli, golfista aficionado y actual campeón del club, resumió clara y espontáneamente  lo vivido en el campo de juego: “El torneo estuvo muy bien organizado. Jugarlo en formato Laguneada se vuelve más divertido, porque jugar de a cuatro, en equipo, cuando por lo general al golf se juega individualmente, se disfruta más, ya que, en vez de sufrir toda la cancha porque estás en un mal día y se te complica, en equipo podés jugar más relajado: si no venís bien, te apoyás en tus tres compañeros. Es una modalidad de juego que te permite disfrutar más del golf. La pasé bárbaro, vine con amigos y nos divertimos. Fue, realmente, una jornada espectacular”.

Alejandro Klappenbach, reconocido periodista deportivo de ESPN, condujo el evento posterior con la entrega de premios, mientras un brunch y cocktail se ofrecía a los participantes. Hubo también importantes sorteos, que fueron recibidos con entusiasmo y mucho buen humor por parte de los asistentes. El premio más anhelado, el auto Smart, quedó sin dueño. Habrá que esperar un próximo encuentro.

Sin dudas uno de los grandes protagonistas de la jornada fue el campo de juego, según el testimonio de varios participantes. Entre ellos, el actor Sebastián Estevanez, socio del Nordelta Golf Club, quien, además de elogiar el torneo, señaló: “La cancha es dificilísima, pero me encanta; los greens son rapidísimos, tiene mucha agua, está bien cuidada y creo que es una de las mejores canchas de Sudamérica”. Martín Lonardi, director de Golf del club, agregó: “A diferencia de las canchas tradicionales de la Argentina, la nuestra tiene pocos árboles que no entran demasiado en juego, pero sí está rodeada por mucha agua. Las lagunas le dan un aspecto más vistoso, más complejo para el jugador, pero al mismo tiempo más lindo con esas vistas del agua”.

 

La cancha, inaugurada en agosto de 2007, cuenta con 18 hoyos y fue trazada por Jack Nicklaus, uno de los mejores jugadores de la historia de este deporte y actualmente titular de uno de los estudios de diseño de campos de golf más reputados del planeta.

LEAVE A REPLY