La nueva casa de la cocina española

0
27
Apertura Boca de Toro

Meses atrás inauguró en el centro porteño el restaurante Boca de Toro, especializado en platos de la madre patria. Su chef, Ismael Alonso, tiene una larga trayectoria en prestigiosas cocinas ibéricas y ahora cruzó el océano para ofrecer una carta “tradicionalmente revisada”.

A fin del año pasado, Boca de Toro se convirtió en la nueva propuesta gastronómica española de Buenos Aires. Con una cocina de base ibérica, pero con sabores redifinidos por la mano del prestigiosos chef Ismael Alonso, este espacio ya está pisando fuerte en el circuito porteño.

Se trata de un bistró de ambientación ecléctica y neo barroca, con toques intelectuales, situado en el hotel Pulitzer, en la esquina de Paraguay y Maipú. La amabilidad en la concepción del espacio lo vuelve abierto a todas las formas de disfrute; el objetivo buscado por sus mentores es “que todos se sientan invitados a pasar un buen momento, con lo mejor de la cocina española redefinida”.

Boca de Toro

Alonso (originario de Santo Domingo de la Calzada, La Rioja) trae una propuesta que explica como “un concepto de cocina global, cocina viajera y tradicionalmente revisada. En Boca de Toro entendemos la gastronomía como algo social, de amigos y familia. Personalmente, me gusta pensar en la democracia de la cocina de autor”.

Carta y diseño interior, de la mano

Ismael cuenta con más de dos décadas de trayectoria en las mejores cocinas ibéricas, como las de Martín Berastegui, Sergi Arola, Andoni Luis Aduriz, Ángel León, los hermanos Roca del Celler del Can Roca, el Mandarín Oriental de Barcelona y Miss Saigón. El año pasado decidió cruzar por primera vez el Atlántico para brindar en Boca de Toro su versión revisada de la cocina tradicional de su país.

Similares pergaminos en su ámbito tiene el diseñador del bistró, el interiorista Lázaro Rosa Violán, considerado uno de los españoles más influyentes del mundo e incluido durante cinco años consecutivos en el Top 100 del Arquitectural Digest. Siguió las líneas trazadas en el hotel Pulitzer, pero se explayó en su característico maximalismo neobarroco, con toques de lujo. El resultado es una combinación de colores, formas y texturas que maridan a la perfección con el neoclasicismo de su propuesta gastronómica.

El flamante restaurante está en el edificio del hotel Pulitzer

Datos útiles

Recomendados del menú: entre las tapas, el pescadito de Cádiz adobado con emulsión de su mismo adobo y salicornia; entre los entrantes, los calamares fritos a la andaluza con bearnesa de tinta y cítricos; entre los principales, el cochinillo ibérico con calabaza asada, frutos rojos y su jugo, y el solomillo de buey con patata mortero y jugo de brasas; y entre los postres, la crema catalana con bizcocho de naranja y frutilla.

Vinos: La surtida carta de vinos incluye bodegas españolas y argentinas, con tintos, blancos y espumantes. Un detalle interesante: hay varietales nacionales que están agrupados bajo el rótulo de ‘Vinos con ADN español’, de cepas poco cultivadas en nuestro país, como la albariño y la verdejo, ambas blancas.

Ubicación: Paraguay 685, Retiro, CABA.

Página web: www.bocadetoro.com

LEAVE A REPLY