El nuevo Presidente

0
163
BMW X7

BMW está lanzando al mercado mundial su nuevo buque insignia: el X7, el modelo más grande de su serie X. De diseño sobrio y equipamiento de vanguardia, en la casa alemana internamente fue bautizado The President. Se espera su llegada a nuestro país para fin de este año.

A dos décadas de la aparición de la revolucionaria serie X, BMW irrumpe en el mercado de los vehículos de lujo con un modelo que es un auténtico crucero: el X7, una nave para siete pasajeros que a primera vista se destaca por su aspecto exterior clásico y sobrio, que combina armoniosamente elegancia y robustez.

A pesar de sus grandes dimensiones (más de cinco metros de largo, dos de ancho y 1,80 de altura), tiene las propiedades de conducción ágil y versátil que se esperan de un Sports Activity Vehicle (SAV), como la marca germana llama a los integrantes de esta serie. El X7, que se fabrica en la planta que BMW tiene en Spartanburg, Estados Unidos, es el modelo más grande de la gama: brinda una nueva sensación de espacio al segmento de lujo, gracias a las impresionantes extensiones abiertas y el diseño de primera clase de su interior y un equipamiento de vanguardia. Al mismo tiempo, la avanzada tecnología en el tren motriz y el chasis garantiza una notable destreza todoterreno, un excelente confort de marcha y un manejo vivaz en ruta.

En el frente sobresale la clásica parrilla de riñón BMW, excepcionalmente grande, que le da al vehículo una singular presencia. Los faros de serie son LED, mientras que los BMW Laserlight son opcionales, con un alcance de hasta 600 metros, fácilmente identificables por los elementos en forma de “X” de color azul dentro de los faros; la parte trasera tiene a las líneas horizontales, las luces LED delgadas y el portón dividido en dos secciones como rasgos distintivos. Lateralmente se destacan las grandes ventanillas y las llantas de aleación liviana de 20 pulgadas, que opcionalmente se pueden llevar a 21 o 22.

El ambiente interior

La amplitud y versatilidad del interior están subrayadas por las tres filas de asientos, que pueden ofrecer espacio para seis o siete personas, ya que la segunda fila viene en dos variantes: un asiento entero para tres pasajeros o dos butacas individuales. En cualquier caso, la comodidad está garantizada.

Los materiales cuidadosamente seleccionados y elaborados se suman a la sensación de lujo. El X7 viene de serie con tapicería de piel Vernasca, control de clima automático de cuatro zonas, techo panorámico de vidrio e iluminación ambiental que incluye la luz de bienvenida Welcome Light Carpet y Dynamic Interior Light. En la lista de opciones se incluyen el control de clima automático de cinco zonas, el paquete Ambient Air, el techo panorámico de vidrio con Sky Lounge, los controles con aplicaciones de vidrio, el sistema de sonido Bowers & Wilkins Diamond Surround Sound System y el sistema profesional de entretenimiento para los asientos traseros. Además, la línea de equipamiento Design Pure Excellence, el paquete M Sport y las opciones BMW Individual permiten a los clientes personalizar el diseño interior y exterior.

Desde todos los ángulos, el X7 muestra una presencia impactante. El portón trasero se abre en dos partes, en forma horizontal.

El alma del X7

La gama de motores comprende dos nafteros (uno de tres litros, seis cilindros en línea y 340 Hp, y otro de 4.4 litros, ocho cilindros en V y 462 Hp) y dos diésel (ambos de tres litros y seis cilindros en línea, con potencias de 265 Hp y 400 Hp).

Todos los impulsores están acoplados a una caja automática Steptronic de ocho velocidades, con un sistema inteligente de tracción integral BMW xDrive. El diferencial M Sport en el eje trasero garantiza un manejo aún más dinámico, lo que proporciona un bloqueo controlado electrónicamente.

En el chasis, varios sistemas electrónicos le brindan al X7 mayor seguridad y estabilidad en diferentes condiciones de manejo. Por ejemplo, la suspensión adaptativa con amortiguadores controlados electrónicamente y resortes neumáticos en ambos ejes; la distancia al suelo se puede variar hasta 80 milímetros. Además, están disponibles sistemas opcionales, como el paquete Off-Road, que incluye un botón adicional para elegir entre cuatro modos de conducción, para distintos terrenos: xSand, xGravel, xRocks y xSnow.

El X7 ofrece también una amplia gama de sistemas de asistencia al conductor. Además del control de velocidad crucero activo con función Stop & Go, se puede optar por el paquete Driving Assistant Professional, que incluye el asistente de control de dirección y carril, la advertencia de cambio de carril y el asistente de cambio de carril, el asistente de mantenimiento de carril con protección lateral contra colisiones, ayuda de evasión, advertencia de tráfico de cruce, advertencia de prioridad, advertencia de sentido contrario y asistente de parada de emergencia. Dentro de la gama de funciones de serie del Parking Assistant está el asistente de reversa.

Lo último en conectividad

El BMW Live Cockpit Professional equipado de serie en el BMW X7 comprende un grupo de instrumentos totalmente digital y una pantalla de control, cada uno de los cuales tiene una pantalla de 12,3 pulgadas. El BMW Intelligent Personal Assistant presenta los últimos avances en el campo de la conectividad digital. Una vez activado con el indicador de voz “Hey BMW”, el acompañante digital ayuda al conductor a utilizar las funciones del vehículo. Y el sistema continuará adquiriendo nuevas capacidades continuamente gracias a las actualizaciones de software que se transmiten de forma remota.

LEAVE A REPLY